TESLA MODEL S P85D

Conducir el Model S P85D con esa tecnología motriz dual que simboliza el poder de cualquier Model S de Tesla puede provocar la sensación de mariposas en el estómago o el estómago en la garganta, o que la sensación de que las mariposas parcialmente digeridas podrían salir repentinamente de su garganta… en fin, estas son solo algunas de las reacciones reportadas por los conductores y pasajes después de los emocionantes viajes en este “cohete eléctrico” fabricado por Tesla que está a la medida del Lamborghini Huracán LP610-4, el Koenigsegg Agera o el Porsche 911 Turbo S (991).

De todos los coches rápidos y escurridizos que existen, el Model S de Tesla es el único que constantemente sorprende a los entusiastas de los vehículos veloces en igual medida no solo por sus 443 kms de autonomía de carga, sino también por esa espectacular explosión “sin esfuerzo” de 3,3 segundos del Model S P 85D para llegar a los 100 kms por hora de forma repentina, que deja boca abierta de por sí, ¿ no ?.

Rozando los 700 CV en esos dos motores, trasero y delantero con un rendimiento de 469 CV  y un par máximo de 931 N-m, Tesla Motors tuvo el éxito esperando lanzando al mercado el Model S P85D, que supera en prestaciones a las versiones anteriores y se presenta como un superdeportivo de tracción integral en las cuatro ruedas, que puede llegar a una velocidad de punta de 250 kms por hora, incluso con más autonomía que sus antecesores, superando en gran medida a los lujosos coches superdeportivos, que están de moda actualmente.

Además como otras versiones de última generación como el Model X o el Model 3, está fabricado en su interior sobre todo con mucha tecnología de navegación y entretenimientos, un increíble sistema de seguridad y una aerodinámica incomparable a cualquier versión de sedán deportivo de la actualidad.  Si bien los sistema activos que incluyen el control de velocidad crucero, la detección de accidentes o aparcamiento automático, el Model S P85D va más allá con algunas funciones semi-autónomas que están para ser descubiertas.

Los avances tecnológicos también forman parte del repertorio del Model S P85D, que con sus 2,1 toneladas y sus cinco plazas para pasajeros, extensible a una fila de asientos que forma parte del maletero que tiene una capacidad de 895 litros (o más de acuerdo a la configuración), incluso dos asientos extras para los niños hasta 10 años, hace que esta sensacional máquina tecnológica no solo sea puro velocidad, sino también confort y un gran turismo transformado con una potencia que puede llevarlo desde las montañas hasta los caminos más tormentosos.

Un coche eléctrico Model S en todas sus versiones está optimizado para ser eficiente y seguro, gracias a ese envidiado sistema de conducción semi-autónoma, formado por cámaras exteriores que escanea la vía de circulación, un sistema de 360º para detectar el tráfico así como los obstáculos y  prever una posible colisión, siendo una prestación en donde el Model P 85D está muy avanzado tanto tecnológicamente y supera a todos los coches eléctricos de la actualidad y emula a otros superdeportivos, que incluso no llegan a todo lo que presenta un Tesla.

Dimensiones del TESLA MODEL S P85D

  • Longitud: 4.970 mm
  • Ancho: 1.964 mm
  • Altura: 1.435 mm
  • Distancia entre ejes: 2.960 mm
  • Vía delantera: 1.661 mm
  • Vía trasera: 1.700 mm
  • Distancia al Suelo: 155 mm

Características Técnicas del TESLA MODEL S P85D

  • Carrocería: Sedán-Turismo-Deportivo
  • Tracción: Integral en las cuatro ruedas
  • Caja de Cambios: Automática
  • Suspensión Delantera: Resorte helicoidal / Paralelogramo deformable
  • Suspensión Trasera: Resorte helicoidal / Paralelogramo deformable
  • Freno Delantero: Disco ventilado
  • Freno Trasero: Disco ventilado
  • Dirección: Cremallera con asistencia eléctrica
  • Rueda Delantera: 245/45 R19
  • Rueda Trasera: 245/45 R19

Vehículos de ocasión de TESLA MODEL S P85D disponibles